Últimos barómetros del riesgo 2016

LA PÉRDIDA DE BENEFICIOS Y LA CADENA DE SUMINISTRO, LA GRAN PREOCUPACIÓN DE LAS EMPRESAS PARA EL 2016

Según el último estudio realizado por la prestigiosa entidad auguradora internacional ALLIANZ GLOBAL CORPORATE, los riesgos que más preocupan a las empresas para el próximo año 2016 son:

  1. Perdida de beneficios y ruptura de la cadena de suministro —– 56%
  2. Incendios, explosiones y colapsos tradicionales ——————– 38%
  3. Catástrofes naturales ——————————————————– 29%
  4. Incidentes cibernéticos —————————————————— 23%
  5. Robo, fraude, corrupción, etc…, —————————————— 23%
  6. Errores humanos ————————————————————– 19%
  7. Desarrollos de mercado —————————————————- 17%
  8. Cambios de legislación y la regulación ——————————— 15%
  9. Perdida de reputación o del valor de la marca ———————– 13%
  10. Desarrollos macroeconómicos —————————————— 13%

De todos estos riesgos sorprende que emerjan con fuerza tres nuevos escenarios que antaño no formaban parte de las tablas de valoración:

  • Errores humanos
  • Desarrollos de mercado
  • Desarrollos macroeconómicos

De esta forma podemos advertir que cada día más los riesgos intangibles y aquellos de difícil medición generan inquietud entre los directivos y empresarios, promoviendo la importancia dentro de las organizaciones de una metodología en gestión de riesgos que este actualizada y sea fiable.

Como ya hemos constatado en España aparecen por primera vez entre los principales riesgos los errores humanos como hecho generador de grandes pérdidas o pérdidas continuadas, el desarrollo de mercado en el que la volatilidad, intensificación de la competencia, estancamiento económico o retracción de los consumidores dejan de ser meros indicadores y pasan a ser un riesgo directo sobre los objetivos empresariales. También emergen con fuerza los riesgos macroeconómicos, a los que estamos cada vez mas sometidos en nuestra economía global y que hacen que cualquier inestabilidad en el mundo pueda tener una enorme repercusión para un país o un mercado concreto.

Todo esto nos da una visión más amplia del riesgo en las organizaciones, que ya no va a poder tratarse de forma generalista y amigable, sino que la nueva tendencia de control del riesgo viene marcada por la metodología, medición y control a través de sistemas y profesionales de la gestión del riesgo que aporten los conocimientos necesarios que permitan establecer criterios sólidos de supervivencia y cumplimiento de los objetivos empresariales.

Juan Fort